1. Asegúrate que el módem esté en un espacio abierto y sin obstáculos como paredes, muros, closets, muebles, cerca de ventanas o en el suelo.

  2. Aleja el módem de equipos electrónicos como microondas y teléfonos inalámbricos.

  3. Deja conectado el módem a la corriente eléctrica todo el tiempo, para mantenerlo actualizado.

  4. Si tienes muchos aparatos conectados a la red, la navegación será más pesada.

  5. Verifica que la conexión inalámbrica de tu computadora o laptop esté en modo activo. 

¿Te ayudó esta información?